13.3.14

Beneficios de las Algas

Hace muchísimo tiempo que quiero hablaros de las algas y de cómo cocinar con ellas. 

Muchos pensaréis que la comida cocinada con algas debe estar malísima, debe dar sabor a pescado a la comida o peor aún... al sabor del alga fresca que olemos en las playas... Buajjjj! 

Pero, muchos hemos comido algas en restaurantes y ni nos hemos dado cuenta. Quitémonos estos prejuicios de encima, porque cocinar con algas no sólo no da sabor a lo que comemos sino que da una infinidad de minerales, vitaminas y oligoelementos buenísimos para nosotros y, por supuesto, para nuestros peques. 


Via Pinterest


En general, las algas aportan muchísimos beneficios a nuestra salud, vamos a ver los más importantes:
  1. Son remineralizantes y una fuente riquísima de oligoelementos. 
  2. Son muy ricas en hierro, magnesio, yodo, fósforo, potasio, cinc, cobalto, silicio.
  3. Son riquísimas en calcio ¡¡ Las algas tienen hasta 10 veces más calcio que la leche!!
  4. También son ricas en nutrientes, ya que contienen gran variedad de Vitaminas A, D, E, B1, B2, C, fibra
  5. Ayudan a estabilizar los niveles de azúcar en la sangre, alcalinizar la sangre, limpiar el sistema digestivo y linfático,... 
  6. Son depurativas, estimulan el funcionamiento del hígado y los riñones.
  7. Ayudan a eliminar toxinas y metales pesados del cuerpo. 
  8. En Japón se les consideran los antioxidantes más importantantes de su gastronomía. 
  9. Mejoran el estado de la piel y el cabello
  10. Tienen cantidades de proteínas vegetales e hidratos de carbono. 

Y ¿dónde podremos comprar estas algas? 

Generalmente en establecimientos de comida ecológica o macrobiótica. En Barcelona nos gusta mucho el Biospace


¿Y cuántos tipos de algas existen? 

Muchas, pero las más comunes y ricas son: wakame, kombu, arame, nori, dulse, espagueti de mar, hiziki o agar-agar. 


¿Cómo se cocinan? 


Cada una se prepara de una forma diferente y tiene propiedades diferentes. Pero generalmente las algas se compran siempre secas. Cosa que hace que se puedan conservar en un recipiente hermético durante mucho tiempo. 

Antes de utilizarlas hay que ponerlas en remojo durante algunos minutos en unos casos, o cocerlas durante algún tiempo en otros, dependiendo de la variedad de algas que vayamos a utilizar. Las algas se pueden añadir a: 
  • En ensaladas 
  • En sopas 
  • En guisos 
  • En potajes 
  • Cereales

Se recomienda consumirlas a diario y unas 2-3 cucharadas soperas al día. 


¿Hemos despertado vuestra curiosidad? 

¡¡Vaaaa... esperamos que algo!! Pues próximamente os vamos a pasar algunas recetas muy sencillas para vosotros o vuestros peques con alguna alga como ingrediente.

¡Feliz jueves!
Via Pinterest

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada