7.10.14

¡Cada día una súper aventura!




Hoy os dejamos con un post de nuestra colaboradora Sandra. Nos explicará la súper experiencia que tuvieron gracias a Kinder Chocolate...

"Nunca saldrá de la boca de Pablo que ‘mamá hace las mejores croquetas del mundo’ porque siempre son ¡congeladas!. Pero por lo contrario, le oiré decir y repetir un millón de veces que ‘con mami cada día vivimos una gran aventura’. 

Cada día nos proponemos una misma misión: disfrutar al máximo de cada minuto que estamos juntos. Y para ello, hacemos de cualquier cosa una aventura. Incluso ir a la compra puede ser una gran aventura. ¿Sabías que entre los lineales del super se esconde un tesoro que sólo pueden ver los Piratas?

Justo antes de las vacaciones de verano, gracias a la campaña Actívate con Kinder Chocolate disfrutamos de una...

¡¡¡SÚPER AVENTURA!!!

Nos acompañaba Aina, una de las mejores amigas de Pablo o como él dice: su princesa.
  

Nuestra primera misión fue llegar a Sarrià desde el Eixample. Un autobús “enorme” nos trasladó en un abrir y cerrar de ojos hasta Plaza Artós. Durante el trayecto aprovechamos para recargar pilas y disfrutar de una merendola molona: galletas y Kinder Chocolate. Gracias a nuestro ‘mapa y la mágica bolita azul’ (Google Maps si lo traducimos a nuestro idioma) conseguimos llegar a tiempo a nuestro destino: Gymboree Play & Music para disfrutar de una MUSIC CLASS
En Gymboree nos esperaba Ana y una dulce profesora que a los peques y a mi nos recordó a Mary Poppins. Y aquí empezaba nuestra segunda misión: disfrutar de una hora de música en inglés, que es la lengua vehicular para todas las actividades de este centro. 
La Music Class giró entorno al ritmo latino. Bailamos desde salsa a un mambo, experimentamos y descubrimos todo tipo de instrumentos… y lo mejor de todo: nos reímos, estrechamos vínculos con los peques y todos, pequeños y mayores, nos lo pasamos ¡genial! Una hora en la que la música nos hizo bailar y despertar casi todos nuestros sentidos. 
Con el fin de la Music Class, llegaba nuestra tercera y última misión: volver a casa. Como se trataba de una Súper Aventura, decidimos regresar a casa en Ferrocarriles. Una dosis de motivación extra ya que a Pablo le rechifla ir en tren. En los ferrocarriles y durante el paseo a casa, Aina y Pablo intercambiaron confidencias que arrancaron a más de una persona una sonrisa. Entre nosotros, es muy divertido escuchar (discretamente) las conversaciones de dos niños de 3 años." ;)

¡Esperemos que os haya gustado nuestro día de Aventura!

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada